top of page

MEDITACIÓN DEL ÉXITO Y EL BIENESTAR

 

 

Para comenzar, elige un lugar en el que puedas estar tranquilamente consciente de ti. Asegura que el silencio te acompañe durante esta meditación. Te sugiero sentarte en una silla cómoda, con tu cabeza y espalda rectas, los pies sobre el suelo y tus manos suavemente posadas sobre tus muslos.

Cierra tus ojos para entregarte a la tranquilidad que emerge de tu corazón. Dispón tu cuerpo para que la energía cósmica ingrese con todo su Amor y potencia por tu corona y de ahí fluya por cada molécula, por cada célula de tu cuerpo físico, representando el empoderamiento de tu cuerpo emocional, energético y espiritual.

 

Respira profundo y lento, imaginando que, cuando inspiras, por tus fosas nasales ingresa aire cargado de equilibrio, y, cuando exhalas sale llevándose la carencia que pudo haber estado habitándote hasta ahora. Repítelo diez veces…

 

Con esa paz que trae la protección, utiliza el poder de tu mente para imaginar y visualizar una poderosa luz violeta radiante que te envuelve como si fuera un óvalo de poder alrededor de tu cuerpo. Siéntela…

 

Imagina que tu Ego, esa parte de tu mente que ha estado defendiéndote de lo que él considera peligroso o dañino, es una criatura a la que puedes ver frente a ti, por fuera de tu óvalo de luz violeta. Imagina su cuerpo, sus ojos, su textura, su tamaño. Míralo amorosamente con tu imaginación y, en tu mente, dile: “Querido Ego. Pido tu permiso para entrar en contacto con mi Ser Esencial desde este momento. Estarás presente como siempre lo estás, en silencio y quietud, para que mi Estructura Mental sea abordada por mi Ser Superior, con quien seguiré en contacto para siempre”. Visualiza a tu Ego asentir con su cabeza indicándote que está de acuerdo con este proceso.

 

Aún con los ojos cerrados suavemente, y respirando lentamente, con tu cabeza quieta, lleva tu mirada hacia abajo, en dirección del suelo, y sostenla allí para saludar a tu mundo inconsciente que ordena tu vida de manera perfecta y maravillosa. Sin mover tu cabeza lleva tu mirada al frente, en dirección al horizonte, y sostenla allí para saludar al mundo que es perfecto tal y como es. Lleva tu mirada ahora hacia tu frente, en dirección al tercer ojo, y sostenla para saludar a tu Ser Superior, energía de Amor que te conecta con Todo lo que Es, con cada ser que habita el planeta y el Universo entero, que está aquí para recordarte tu grandeza, tu humildad, tu origen divino, tu conexión con todo y con todos.

 

Respira…

 

Hoy entiendes que estás aquí para cumplir tu función que es perfecta y correspondiente, que tu éxito no tiene límites porque ¡tú eres potencialmente todo! Eres una persona maravillosa justo ahora, justo aquí. Visualízate como un árbol que tiene sus raíces profundas y seguras, y por ello, los frutos de tu vida son de éxito y prosperidad. Tu abundancia, tu salud, tu tranquilidad, tu desarrollo profesional, son el resultado de tu armonía interior, y esa armonía la consigues con disciplina y trabajo constante en ser desde ahora mismo aquella persona que sueñas ser. Hoy sabes que tu mundo interior crea tu mundo exterior.

 

El dinero que trae consigo la abundancia es una energía sagrada que sintonizas cada vez que te haces cargo de tus compromisos, de tu familia, de tu casa. Resuenas con ella cada vez que asumes responsablemente tus obligaciones financieras. Como un bumerang, retorna a ti la energía sagrada e ilimitada de la abundancia ya sea en forma de más dinero, o de benefactores que te apoyan, o de personas que te aman y cuidan de ti. Nunca estás sólo. Nunca te falta realmente nada. Siempre cuentas con lo que necesitas. Cuando te das cuenta de esta dinámica perfecta y constante, sueltas la preocupación y el estrés que te pone del lado de la carencia y abres la puerta a la certeza de tu propósito en el mundo.

 

Todo lo que tomaste como cierto en torno al éxito ha venido del pensamiento de tus adultos cuando eras un niño, o de las personas que te rodean ahora. A su vez, tus adultos y quienes te rodean tomaron como cierto los pensamientos y declaraciones de sus propios adultos. Ahora tú decides cuál es tu relación con la abundancia, la salud, tu trabajo, tu modo de vivir. Hoy liberas cualquier herencia emocional o mental de carencia, de enfermedad y de infelicidad que haya podido acompañarte a lo largo de tu vida. Hoy creas un futuro nuevo. A partir de este momento observas atentamente tus acciones, pensamientos y sentimientos acerca de tu vida, tu bienestar y tu futuro. Cada día trabajas conscientemente en cancelar las programaciones negativas y declarar un mundo de felicidad para ti.

Ahora sabes que cuando llegan lecciones en forma de adversidad o infortunio, no son tu destino. Son pruebas que te otorgan para que puedas avanzar en tu proceso de evolución interior. Aprobamos estas lecciones cuando las aceptamos amorosamente y tenemos la certeza de que no son situaciones permanentes, cuando somos espectadores de la adversidad y actores de la felicidad.

 

Visualízate ahora tal como quieres ser… Imagina detalladamente tu figura… tu cuerpo… el color de tu piel… tu vestimenta… la textura de tu piel… sonríe satisfecho de verte a gusto contigo mismo, saludable, en buena forma… y en tu mente di: “soy yo, ahora, aquí”.

 

Con el poder de tu mente visualiza el espacio en el que quieres vivir… Imagina detalladamente la puerta de entrada… la cocina… la sala… las habitaciones… los objetos que lo decoran… imagina el color de las paredes… siéntate en tu cama… imagina la suavidad o dureza del colchón y las almohadas… sonríe satisfecho con tu hogar, sintiendo la energía de armonía que genera ese lugar… y en tu mente di: “es mi casa, ahora, aquí”.

 

Visualízate junto a tu familia soñada… Imagina detalladamente a tu pareja… a tus hijos… a tus mascotas… observa cuan felices se ven todos… como sonríen… como se abrazan… como están unidos en Amor Incondicional… con tu imaginación, percibe sus manos… la textura de su ropa… sonríe satisfecho por la familia que has construido con tu constancia y lealtad… y en tu mente di: “es mi familia, ahora, aquí”.

 

Visualízate realizando el trabajo o el oficio con el que puedes cumplir tu misión de vida… Imagina detalladamente tu espacio de trabajo… o los espacios en los que quieres estar para ejecutar las tareas con las que das al mundo lo mejor de ti. Con tu mente percibe la temperatura de ese lugar… la iluminación… las herramientas que necesitas para trabajar… siente la música o las voces que están ambientando tu labor… o el silencio en el que puedes inspirarte… sonríe feliz por estar en el lugar que quieres haciendo lo que siempre habías soñado… y en tu mente di: “es mi propósito, aquí, ahora”.

Recuerda que eres un destello del Universo. Te desprendiste de la gran red energética llamada Dios y bajaste a este planeta para descubrir cómo regresar a Él porque así lo elegiste. Cada experiencia te ha sido regalada como una oportunidad para recordar tu origen celestial.

 

Abrázate, amate, bendícete pues eres potencialmente todo. En tus ojos se reproduce el poder del cosmos y a través de tus ojos puedes conectar con cada ser que habita el Mundo. Cuando miras amorosamente reproduces toda tu luz hacia otros. Cuando miras amorosamente tu energía se potencializa y a ti regresa el Amor que sientes.

 

Escucha a tu Ser Superior. Siente el mensaje que tiene para ti. Guarda silencio unos segundos para que sientas el mensaje…

 

Agradece profundamente a tu Esencia por haberse manifestado. Volverán a encontrarse.

 

Vuelve a hacerte consciente de tu cuerpo. Quédate con la sensación de tranquilidad, con la certeza de que tu vida tiene un propósito divino, con la vida de abundancia y amor que te espera desde el momento en que digas “soy lo que quiero ser, comienzo ahora, en este mismo minuto y segundo”

Cuando sientas que estés listo, abre tus ojos en Amor y Abundancia.

bottom of page